miércoles, 14 de enero de 2009

El profesor examinado o el alguacil alguacilado

El sábado tengo un examen. No puedo leer, no puedo escribir, apenas puedo corregir.
Por cierto, un día tengo que hablaros de los verbos transitivos absolutos: no puedo leer (libros), no puedo escribir (entradas de blog), apenas puedo corregir (exámenes). En ocasiones, el objeto directo se da por sobreentendido. Sobre esto trata mi tesis empantanada.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues suerte en los exámenes, como ya fue el examen ahora ya puedes leer, ya puedes corregir, etc.

Saludos. Galaico.

Eduardo dijo...

¿Has sobrevivido al examen o te has quedado en el camino? Ya sabes que la mejor terapia es la escritura... y mejor si es de una buena tesis que estoy impaciente por leer. La leo. Prometido.

alfonso dijo...

La tesis va a esperar un poquito. El examen fue felizmente superado. Digamos todavía más, providencialmente superado, porque al poco de conocer mi aprobado, necesité justificar que lo había pasado.
Uff!