sábado, 8 de noviembre de 2008

Érase una vez (2008), de Julián Larrauri

Tengo el honor y el orgullo de presentaros el primer cortometraje animado de Julián Larrauri.
Se trata de un antiguo alumno al que, once upon a time, di clases de Lengua y Literatura.
No quiero parecer presuntuoso, pero es muy probable que gracias a mis interesantes clases de Lengua aprendiera a dibujar tan bien.
El cortometraje es ingenioso, divertido y amable, como lo es su autor. Espero que os guste. ¡Son sólo cinco minutos!
Difundidlo todo lo que podáis para que le llegue a un mecenas.

4 comentarios:

Julián dijo...

¡¡¡Muchas gracias por tu entrada!!! Y afirmo que por supuesto debo mucho a los profes del colegio! Aún lo pueden constatar todos esos libros de lengua, física, matemáticas, etc. llenos de dibujos y caricaturas jaja! Eso sí, chicos. Luego estudiaba lo suyo y me lavaba los dientes todos los días!!

Aunq he de reconocer que había momentos en los que sí que atendía en clase... aún recuerdo esa misteriosa trama de ¿El señor del castillo? que poco a poco se iba transformando en novela...
¿Qué pasó con ella al final? ¿la terminaste?

1 abrazo!!

alfonso dijo...

El señor del castillo..., el señor del castillo... ¿Querrás decir "El señor de la historia"? ¿En serio hablaba de eso en clase?
La terminé, efectivamente. La presenté al concurso para la que la escribía. No ganó el concurso y perdió además la estima de su propio autor. Lamentable. Duerme el sueño de los justos en el disco duro del ordenador desde el que ahora escribo esto. Muchos recuerdos, Julián.

Sara Alizia dijo...

Esta es la primera página qe me he encontrado al poner en el buscador Buigle el nombre de Salvi Larrauri para encontrar su blog. Veo qe tengo un hermano qe es muy popular en la red.
Un abrazo, y gracias a todos los profesores del colegio por la paciencia qe habéis tenido con mis 4 hermanos.

Sara Larrauri

alfonso dijo...

Bueno, Sara, en la paciencia que haya podido desarrollar como consecuencia de las clases, debo decir que los Larrauri no han contribuido casi nada. Tus hermanos son todos unos benditos. ¡Sus compañeros! ¡Sus compañeros sí que exigían mucha paciencia!
Me impresiona que busques a Salvi y salga yo. Eso es que Villa Molina es "la repanocha".